miércoles, 25 de agosto de 2010

El gobierno anuncia nuevas agresiones, ahora contra las pensiones y el paro

En el marco de la brutal ofensiva neoliberal del gobierno contra derechos laborales y sociales
históricos de la clase trabajadora, ahora le toca el turno a las pensiones públicas y a los parados.

25/8/2010 ,Kaos en la red

Corbacho considera «razonable» aumentar de 15 a 20 años el periodo para calcular la pensión de jubilación. UGT y CCOO ven en ello otro motivo más para llevar a cabo la huelga general

Queda poco más de un mes para la huelga general que convocaron UGT y CCOO contra la reforma laboral, y el clima entre los sindicatos y el Gobierno, lejos de calmarse, continúa encrespándose. El ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, retomó ayer un viejo órdago, la reforma de las pensiones, que sirvió para tensar aún más la cuerda.

En declaraciones a Catalunya Ràdio, Corbacho aseguró que resulta "inevitable" aumentar el número de años con el que se calculan las pensiones para garantizar la viabilidad del sistema de Seguridad Social y calificó de "razonable" elevar este periodo desde los 15 años actuales hasta 20 años. Esta posibilidad ya se mencionó a finales del pasado enero, cuando el Gobierno aprobó una propuesta de reforma de las pensiones que incluía, entre otros puntos, el retraso de la edad de jubilación hasta los 67 años y ampliar el periodo de cálculo de las pensiones. Aunque no se hacía una propuesta explícita en este sentido, ya se valoró la idea de que se elevara hasta los 20 o 25 años. Es más, en un documento que el Gobierno envió a la Comisión Europea para explicar sus medidas contra el déficit se hablaba de aumentar el periodo de cálculo hasta los 25 años, algo de lo que el Ejecutivo se retractó.

CCOO acusa al Gobierno de "criminalizar a los parados"

La propuesta final de reforma de las pensiones se envió a la Comisión del Pacto de Toledo del Congreso de los Diputados, encargada de las pensiones, donde sigue debatiéndose, y chocó con la oposición frontal de los sindicatos. De hecho, CCOO y UGT convocaron varias jornadas de movilizaciones para clamar contra la reforma planteada por el Gobierno. Ahora, dos meses después de que los sindicatos convocaran la huelga general del 29 de septiembre, las declaraciones de Corbacho han calentado aún más los ánimos.

"Está dando otro argumento para la huelga general", afirmó ayer el secretario de Acción Sindical de UGT, Toni Ferrer. Las centrales sindicales argumentan que el sistema público de pensiones está en una situación financiera positiva y que las reformas "no deben pasar por reducir el gasto". "Han comprado la receta del Banco Central Europeo, del Ecofin y del Fondo Monetario Internacional, que consiste en reducir el gasto", dijo Ferrer.

El ministro de Trabajo insistió ayer en que el sistema actual de pensiones penaliza excesivamente a las personas que pierden su empleo en los últimos años de su vida laboral, ya que sus pensiones son luego "de mínimos". El cálculo de las pensiones se realiza con los últimos 15 años de vida laboral, de forma que quien pierde su empleo al final de sus años de cotización ve reducida su pensión. Para los sindicatos no es justo que se trabaje más años y que aumente el periodo de cálculo para alcanzar la misma pensión que con el sistema actual.

CCOO acusa al Gobierno de "criminalizar a los parados"

Nueva conciencia julio de 2012. Posee código para ponerla en vuestras web y blog

.